Ejercicios isotónicos para mantenernos sanos

ejercicios-isotonico1.jpg Ievgen Chepil - RF - Thinkstock

En nuestro día a día, muchas veces sentimos como si nos faltara “aceite” en nuestro cuerpo: nos duele la espalda, las articulaciones, nos sentimos rígidos, pero esto puede mejorar mucho si hacemos una rutina de ejercicios. Dentro de los ejercicios que podemos realizar para sentirnos bien, los isotónicos son un gran alternativa, porque permiten fortalecer los músculos. Las flexiones, abdominales y sentadillas son ejemplos de ejercicios isotónicos, que a continuación veremos en VivirSalud.

Fundamentos del ejercicio isotónico

Los ejercicios isotónicos son una forma de ejercicio anaeróbico, también conocido como entrenamiento de la fuerza dinámica. Durante un ejercicio isotónico, aumenta la tensión del músculo, al cambiar su longitud, lo que produce que los músculos se vayan alargando. Esto es de interés, por ejemplo, para lograr un abdomen plano, donde al realizar constantemente abdominales, lograrás que los músculos se alargen y tu abdomen se vea mejor, además de quemar grasa.

¿Cuáles son los ejercicios isotónicos?

Flexiones de brazos

ejercicios-isotonico2.jpgPermiten fortalecer la parte superior del cuerpo, sin la necesidad de levantar pesos, ya que ocupas tu propio peso. Para realizarlas, debes tenderte en el suelo boca abajo, mantener los pies juntos (contactando sólo los dedos de los pies con el suelo), poner las palmas hacia abajo, al lado de tu pecho y levantar el cuerpo con tus brazos. Realiza tantas repeticiones y series, como puedas hacerlo, según tus capacidades y necesidades de entrenamiento.

Abdominales

ejercicios-isotonico3.jpgAyudan a fortalecer los músculos abdominales, permitiéndote lograr un abdomen firme. Para realizarlos, recuéstate sobre tu espalda, posiciona tus piernas flexionando las rodillas en 90 grados (con los pies juntos), pon tus manos detrás de la cabeza y contrae tus músculos mientras levantas el dorso. Realiza repeticiones según tu plan de entrenamiento, por ejemplo, parte con 15, hazlo día por medio y cuando sientas que puedes más haz 20 y sigue en ese esquema.

Sentadillas

ejercicios-isotonicos2.3.jpgLas flexiones de piernas te permiten fortalecer la parte inferior del cuerpo. Para hacerlas, ponte de pie, con los pies separados a la distancia de tus hombros, las rodillas ligeramente flexionadas y las manos en las caderas. Baja tu cuerpo lentamente, hasta que los glúteos estén encima de tus talones, doblando las rodillas y manteniendo la espalda recta. Después sube lentamente, levantando tu cuerpo a la posición inicial. Realiza tantas repeticiones y series, como sean tus necesidades de entrenamiento.

Con estos ejercicios podrás sentirte bien físicamente, aunque al principio te sentirás cansado y adolorido, pero en un poco tiempo notarás las diferencias y gozarás de sus beneficios.

Artículos recomendados

0 Comentarios

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.