Cómo hacer masajes reductores

Imagen de Yulieth Mora
Enviado por: Yulieth Mora

Recibir un masaje es una experiencia deliciosa. Los masajes relajan tu cuerpo y tu mente, e incluso dejan a los deportistas como nuevos cuando tienen que enfrentar largas jornadas. Pero, ¿qué tal si te dijéramos que hay masajes reductores que te ayudarán a bajar de peso? Pues así es. 

En este artículo veremos no sólo cómo hacer masajes reductores, sino cómo afectan al metabolismo y cuáles son sus beneficios asociados a la pérdida de peso y tonificación de los músculos.

Cómo funcionan los masajes reductores en tu cuerpo

El metabolismo es lo que hace que nuestro cuerpo se mantenga con la suficiente energía para funcionar. Sin embargo, ese mismo metabolismo, con los años, empieza a disminuir su función, lo que a veces se traduce en aumento de peso. Es por esto que los masajes colaboran de manera importante activando el metabolismo de tu cuerpo.

Lo que harán los masajes reductores es mantener tu cuerpo y si estás fuera de forma y con quilos de más, el masaje te ayudará a quemar grasa. Claro que esto no es posible únicamente con las sesiones de masajes, sino también combinándolas con una buena alimentación y ejercicio.

De esta manera, los masajes reductores sí pueden ser el milagro que esperabas para reducir esos talles de más. Recibir un masaje una o dos veces por semana de forma continua, te hará perder peso sin contar con que mejorará tu calidad de vida.

Paso a paso de los masajes reductores

Una forma de reducir de peso es realizando masajes reductores en el abdomen. Lo ideal es que sea durante un periodo de 15 a 30 minutos, tiempo en el que el calor logrará quemar el tejido adiposo.

Incluso el masaje no solo servirá de manera superficial, tus órganos se verán beneficiados ya que estos masajes reductores fomentan la buena digestión, eliminar las toxinas y el exceso de residuos. En conclusión, colaboran enérgicamente con la pérdida de peso.

Incluso, cabe decir que a las personas que sufren de gases o hinchazón les vendrían muy bien. Lo ideal en el masaje abdominal son los movimientos circulares en dirección a las manecillas del reloj y luego a la inversa.

Cuando realices los masajes reductores puedes hacerlo con un poco de crema hidratante o una crema reductora para quemar grasa, pero el secreto está en el masaje: no necesariamente porque apliques más crema reducirás más tallas.

Ahora que tienes unos truquitos demás para bajar de peso, lo recomendable es que realices sesiones de masajes reductores pero que los acompañes con una dieta saludable y con ejercicio físico.

Puede resultar una experiencia relajante; incluso puedes pedirle a tu pareja que te ayude a realizar algunas sesiones de masajes reductores en muslos y abdomen . No está mal compartir en pareja y descansar de la rutina mientras bajas de peso. Buena suerte con las nuevas sesiones.

anterior Beneficios del aceite de oliva siguiente ¿Qué es ser celíaco?

Artículos recomendados

Comentarios